martes, 27 de agosto de 2013

Original de Flash, por Ángel Unzueta


Cada vez tengo más claro que vivimos en un país del Tercer Mundo. Hace más de un mes las aduanas me pararon un envío. Una pieza fabulosa. Pues bien, tras más de 30 días sin tener noticias de ella y tras solicitar todo tipo de explicaciones hoy, por fin, he recibido una contestación. Está extraviada y cuando la localicen me la enviarán. Para mí que alguien, visto el tesoro que guardaba el paquete, se la ha llevado a casa. Veremos qué pasa. Mientras aguardo, me he sacado otra espina que tenía clavada desde el inicio de mi afición por los originales. El dibujante vasco Ángel Unzueta, demostrando una inusual generosidad, me regaló una splash page de Flash. Estoy hablando de hace ya unos cuantos años. Fue uno de mis primeros originales y supuso la chispa que acabó prendiendo y que ha forjado mi actual colección. La cuestión es que no había comprado hasta ahora ningún original suyo. Por supuesto, he buscado que fuera de Flash. Seguramente la colaboración más importante de Unzueta. Unos comics además que suponían la llegada a la colección de un guionista que se ha convertido en una de las mayores estrellas de DC, Geoff Johns. Un escritor que revitalizó la franquicia del velocista de la editorial. La página es una semisplash fabulosa repleta de detalles. En ella Flash junto al amo de los espejos y el Capitán Frío entran al Museo dedicado a Green Lantern. Precisamente, una de las señas de identidad del paso de Geoff por Flash fue la de poner el acento en sus villanos. Adquiriendo tanta importancia como el mismísimo Wally West.